PONETE YA MISMO LOS MEJORES AURICULARES QUE TENGAS...

Suele afirmarse que uno nunca deja de aprender, incluso cuando se encuentra al frente de una clase. Una vez más, una alumna a quien doblo en edad, me hizo aprender a partir de una pregunta: “¿escuchó la música 8d profe?”

Rápidamente inicié entonces la investigación del caso y me topé con algunas definiciones que no me estaban hablando de ninguna manera de algo desconocido o nuevo. Así como llamaron en algún momento MP5 al dispositivo que era igual a un MP4, pero que incluía consola de juegos portátil, ahora decidieron llamarle 8D a una forma de mezclar música que, por sus características, dista mucho de ser una novedad absoluta.

Para intentar una explicación con cierto criterio, y sin miedo de caer en el océano de la obviedad, considero necesario comenzar por el principio fundamental del audio.

MONO-STEREO

La diferencia entre estos dos sistemas, que aún se siguen usando, desde los cables para instrumentos, los parlantes de cualquier SmartTV, hasta los auriculares de cualquier celular, dominan nuestra vida cotidiana desde hace muchos años y parecen colmar la expectativa, sólo eclipsados por unos segundos por el 5.1 de los Home Theater que, en mi caso, ya vendí hace tiempo.

El MONO funciona de la manera más sencilla posible, ofreciéndonos un solo punto de emisión del audio. Los Beatles han hecho de esto, una de las características fundamentales de su audio. Nótese como todos los instrumentos y principalmente los platos de la batería ocupan el centro de la mezcla.



Por otro lado, el STEREO divide la señal en dos laterales, permitiendo la mezcla entre ambos y generando la sensación de cierta espacialidad pudiendo destinar distintos valores de paneo. En AUSLANDER de Living Colour se puede notar el efecto del bajo a la derecha y los efectos de guitarra a la izquierda.



SONIDO HOLOFÓNICO

Avanzando un poco más en la intención de generar profundidad, surgió en la década del 80, de la mano de un argentino llamado Hugo Zuccarelli, el sonido 3D u Holofónico, donde se abandona la idea principal del Stereo de replicar un sonido lo más fiel posible a una presentación en vivo, y se la reemplaza por la experimentación basada en diferentes distancias de emisión. En la siguiente mezcla alternativa de SOAD, podemos apreciar como cada instrumento adquiere una espacialidad propia y simula ocupar una distancia específica respecto al oyente.



SONIDO 8D

Finalmente llegamos a la nueva sensación, donde (despegándome de toda explicación teórica que leí en cuanto portal encontré) lo que exacerba es el movimiento y la rotación stereo de forma casi caricaturesca sumándole acercamiento y alejamiento de modo que genere la sensación de estar girando alrededor de la emisión de sonido. Las posibilidades del mundo multipista permiten este fenómeno donde se puede inmovilizar parte del audio, mover otro y así simular las múltiples dimensiones.







PD: Sigo sin llegar al número 8…